Aunque Salud y Servicios Humanos de Texas se asegura de que las personas que califican reciban los servicios que necesitan, algunas personas no califican para nuestros servicios debido a sus ingresos o recursos. A menudo, son familiares y amigos quienes cuidan de estas personas.

Hay aproximadamente 3.4 millones de cuidadores familiares en Texas que prestan atención diaria a adultos mayores o personas con discapacidad.

A Profile of Informal Caregiving in Texas (PDF en inglés) descubrió lo siguiente acerca de los cuidadores de personas mayores:

  • El 75% son blancos o hispanos
  • La mayoría son el hijo o cónyuge de la persona que cuidan
  • El 90% vive a 10 millas de la persona que cuidan
  • El 95% brindan cuidados por lo menos una vez a la semana
  • Más de la mitad no tiene empleo
  • Es probable que tengan entre 40 y 64 años
  • Lo más probable es que sean mujeres

Los estudios de investigación también han llegado a otras conclusiones sobre los cuidadores familiares: La tasa de problemas de salud crónicos de los cuidadores que no toman tiempo para sí mismos es casi el doble que la de las personas que no son cuidadores. Además, hasta el 70% de los cuidadores familiares sufre depresión y ansiedad.

HHS valora la contribución de los cuidadores familiares y ha desarrollado programas para ayudarles a superar algunos de los retos a los que se enfrentan.

Take Time Texas

HHS reconoce que cuidar de otra persona es un trabajo duro y que a veces los cuidadores necesitan tomarse un descanso para refrescarse y recargar la energía. Este descanso se llama relevo. El sitio web Take Time Texas ofrece varios recursos para ayudar a los cuidadores, incluidos:

  • Una función de búsqueda para encontrar programas de relevo en Texas
  • Testimonios de las familias que usan los servicios de relevo
  • Recursos para nuevos cuidadores familiares
  • Mitos frecuentes sobre el relevo

Oficina de Lesiones Cerebrales Adquiridas

Las lesiones cerebrales, incluidas las conmociones cerebrales, pueden ser el resultado de caídas y resbalones, accidentes de tránsito, asaltos, etc. Puede pasarle a cualquiera, y puede hacer que la persona afectada, sus familiares y sus amigos se sientan aislados, solos o abrumados.

HHS ofrece apoyo a los cuidadores de las personas con lesión cerebral mediante la Oficina de Lesiones Cerebrales Adquiridas. Entre los recursos disponibles para los cuidadores están:

  • Información y enlaces a los grupos de apoyo que existen en todo el estado
  • Cómo reconocer una lesión cerebral
  • Videos educativos
  • Cómo prepararse para una emergencia
  • Cuidadores de personas con lesiones cerebrales adquiridas
  • Servicios de relevo
  • ADRC
  • Take Time Texas
  • Informe sobre el perfil de los servicios de cuidadores informales